Hay peces, por ejemplo los Cacatuoides del género Apistogramma que necesitan de cobijos para establecer su territorio o para tener un lugar para que las hembras tengan sus puestas. Una muy buena idea, fácil y además muy natural es la de crear una o varias cuevas con la mitad de un coco, y cuando digo coco me refiero a la fruta en si, esa durísima tan díficil de abrir jejej.

A algunos le sonará raro, y otros ya lo habrán visto un montón de veces por ahi, pero para los que aún no se les había ocurrido o no estaban seguros de como hacerlo, he creado esta pequeña guia =)

Tengo que decir a experiencia propia, que además de ser muy práctico por el uso que hemos comentado, es un elemento decorativo muy bonito y en un rato y con una preparación muy sencilla al alcance de la mayoria se tiene listo.

Adquisicion del objeto en cuestión

Lo primero que tenemos que hacer es comprar los cocos, a no ser que tengamos un cocotero en casa (quien sabe xD). Los cocos son modelo standart no hay que preocuparse, a mi cuando fui a comprarlos me parecieron pequeños, sin embargo luego abarcan mas de lo que parece.

El precio aproximado de cada coco es de 1€ y se puede obtener en casi cualquier fruteria de barrio

Preparación externa del Coco

Una vez tenemos el coco, antes de ponernos a intentar abrirlo es pelarlo por fuera lo mas que podamos, e intentar quitarle la mayor parte de pelillos y partes blandas que tenga pegados. Cuando me puse con ello leí a un chico que lo había hecho con un taladro y un disco de cerdas de acero, con eso quedaba limpio limpio limpio, y aunque esta muy bien hacerlo asi, no pasa nada porque no se quede completamente impoluto, yo usé una lima de madera, y con ella le fui dando a todo el coco hasta que lo deje lo mas pelado que pude.

La razón por la que le quitamos todas las partes blandas que podemos al coco es para evitar que luego se descompongan en el agua y se nos contamine el acuario, siempre es mejor prevenir que curar =)

Apertura (A la mitad si es posible) del Coco

Ahora viene la parte mas “complicada”, todo dependera de lo que queramos aprovechar del coco. Yo abrí dos:

Uno con la parte afilada de un martillo, lo fui abriendo a golpes a lo largo hasta que más o menos quedo abierto del todo, pero solo pude aprovechar una parte puesto que la otra quedó bastante destrozada y no valía la pena usarla. En algunos casos, para poder abrir el coco necesitaremos hacer agujeros en las marcas que tiene el coco a un lado, con un destornillador y un martillo los perforamos, y a partir de ahi costará mucho menos empezar a abrirlo.

El otro lo abrí con una sierra de madera, me costó bastante más, pero conseguí dos parte perfectas y pude aprovechar las dos, con un poco de paciencia y sin prisas al final se consigue.

Separación de la pulpa

Hay que tener en cuenta, que la unica parte que nos interesa (esta vez =)) es la cáscara del coco, la pulpa hay que quitarla porque se descompondrá igualmente en el agua y nos la contaminaría! además de que la cavidad sería enana jeje. Podemos valernos de unos alicates e ir sacándola poco a poco, recomiendo intentar ir cortándola en pequeños cachitos, o será mas costoso separarla

Creación de la entrada

Ahora tendremos que hacerle una entrada al coco, con ayuda de unos alicates iremos haciendo un agujero en uno de los lados, fijaos si hay alguna zona de la cascara que sea algo mas fina que el resto porque asi os costara menos hacer la entrada

Una vez terminado intentaremos reducirle todos los posibles picos que puedan hacer daño a nuestros peces, con ayuda de unos alicates por ejemplo.

Último requerimiento, el hervido

Por último antes de meterla en el acuario, deberemos hervir las cascaras durante una o dos horas por dos razones:

Una de ellas es intentar eliminar posibles residuos químicos o bacterianos que puedan estar en la parte externa del coco aunque hayan sido comprados en una tienda.

La otra es para intentar que no tinte de un color marroncillo el agua, los cocos al igual que las raices que metemos en los acuarios también contienen taninos, y aunque no sean en absoluto perjudiciales para los peces es posible que el aspecto a algunas personas no les guste, sin embargo no tiene porque manchar el agua, dependerá de cada coco.

LISTO!

Ya tenemos preparado nuestro coco! solo tenemos que colocarlos en un lugar que nos guste (y les guste a nuestros peces), y esperar a que consiga inquilinos! Un saludo!